March 21, 2019

Cómo Cuidar a un Caballo – Higiene y Alimentación

¿Cómo cuidar un caballo?

Cómo Cuidar a un Caballo – Cuidados del Caballo

Es mucha la gente que ama profundamente a los caballos y de repente poseen un campo,  o una chacra en donde desean tener un hermoso caballo, animal de alto porte, muy fiel e inteligente. Lo primero que debemos hacer es tomar conciencia y  no tomar al caballo como un juguete sobre todo cuando hay niños en la familia y lo suelen patear, o molestar sin sentido.

Entre los cuidados que demanda un caballo es un severo control veterinario, y dedicarle suma atención a su alimentación puesto que los caballos dedican hasta un 70% de su tiempo diario al pastoreo. Por ello es necesario que controlemos tanto su alimentación, como su conducta puesto que si no vigilamos lo que hace el caballo, el mismo puede adquirir diversas enfermedades. Si nosotros no nos podemos hacer cargo de él, es indispensable que una persona consagre su tiempo al cuidado del animal.

La alimentación sana del caballo

En su alimentación no debe existir un exceso de concentrados, como tampoco de proteínas o demasiada alfalfa, más aún si el caballo durante la semana no realiza el suficiente ejercicio como para gastar las energías que ingiere a través de los alimentos. Por tal motivo , debemos su alimentación alternando el heno con hierba, hojas, frutas como la manzana y el melón y verduras como , la zanahoria, la calaba, loa aguacates y utilizar la alfalfa como complemento.

foto de como cuidar un caballo
foto de como cuidar un caballo

En cuanto a la limpieza e higiene al caballo es necesario mantenerlo en muy buen estado. Requiere de mucha higiene, de cuidados en su pelaje, el control odontológico periódico y revisar sus patas si tienen herraje. Para todo esto necesitaremos de un de algún instructor o cuidador que se ocupe adecuadamente de él y que ante cualquier anomalía llame al veterinaria.

El cuidado de los huesos

Otro factor importante a cuidar son los huesos, ya sabemos que una fractura en un caballo es fatal. Son muchos los elementos a higienizar: los cascos, el herraje, la montura y el lugar, es decir el establo en donde duerme. No es tarea fácil, así que antes de adquirir un caballo es recomendable informarse de todos sus cuidados, de la compañía que necesita de su propietario, y del amor que le debemos ofrecer.

Durante las épocas de frío, el caballo necesitará más suplementos en su dieta para mantener un buen estado de salud. El veterinario será en este caso quien mejor nos podrá indicar una buena dieta a seguir. Existe algo que es muy importante, como en todo los animales pero más aun con el caballo que es el de aprender a establecer una comunicación con él a través de su mirada. El proceso ha de tomar su tiempo pero el vínculo que tendrá amo y caballo será estupendo para ambos. Tengamos en claro que el caballo no es sólo un animal para visitar un fin de semana. Es un animal muy noble, con sus derechos como todo animal y si tenemos niños enseñarles a respetarlo y cuidarlo como lo merece.

También te puede interesar: Razas de caballos  

Deje una respuesta

Su dirección de E-mail no será publicada.


*