14 December, 2017

Braco Portugués o Perdiguero Portugués

Braco Portugués o Perdiguero Portugués

Braco Portugués o Perdiguero Portugués

Braco Portugues: Canis familiaris

Familia: Cánidos.

Orden: Carnívoros.

Clase: Mamíferos

Descripción y origen: También conocido como perdiguero portugués, este típico perro de caza, ha de tener una alzada ideal de 56 cm en los machos y 52 para las hembras con una tolerancia de 4 cm. El peso lógicamente variable  según talla y sexo, puede oscilar de un máximo de 27 kg., hasta un límite inferior de 16 para las hembras más ligeras. La cabeza de cráneo abombado, ancho, sin cresta occipital marcada, tiene stop evidente, con hocico largo de perfil superior recto, que termina en trufa rotunda negra o marrón. Los labios superiores sobrepasan ligeramente la mandíbula inferior con la boca cerrada.

Los ojos grandes, almendrados de color castaño, se sitúan perfectamente horizontales. Las orejas de buena longitud, nunca excesiva, son finas, de nacimiento a la altura de los ojos y anchura media colgando separadas a ambos lados de la cabeza. El cuello, de longitud correcta, no muy ancho, se ensancha al unirse con el tronco, algo más largo que la alzada, de tórax ancho y bastante profundo con costillas moderadamente convexas. La grupa, caída, es amplia, y los riñones, musculados, muy fuertes. Las extremidades son fuertes y verticales, incluso las traseras, terminando en pies fuertes, bastante redondeados, dotados de uñas duras, correctamente curvadas. La cola gruesa de inserción baja, se amputa en el tercio inferior.

El pelaje corto, un poco duro, es denso y de color amarillo leonado o castaño más bien claro unicolor o con  manchas amplias. Entroncado con los antiguos bracos españoles, parece haber sufrido aportes de otras razas de caza, aunque su existencia date de tiempos remotos siendo Portugal su patria indiscutible, que ha conferido a este animal una estampa y aptitudes venatorias excelentes e inconfundibles.

Longevidad: Diez-doce años, aunque los ejemplares no utilizados para la caza puedan alcanzar cifras más elevadas.

Alojamiento: Sumamente versátil, se adapta a cualquier ambiente desde la perrera o el cobertizo en una población rural, hasta la cómoda colchoneta de un piso de la gran ciudad, pero en cualquier caso, precisa estar en contacto con la naturaleza y realizar largos paseos por el monte o campo abierto.

Alimentación: Muy parco en necesidades, ha de recibir, no obstante, una dieta esencialmente carnívora a la que se añadirá arroz cocido, verduras, etc. La dosificación de grasas, glúcidos y proteínas, debe adecuarse a las épocas de caza en función del ejercicio previsible. Un exceso de alimento propicia animales obesos, apáticos y enfermos.

Carácter y comportamiento: Cazador por excelencia es un animal alegre, cariñoso y adiestrable, que, sin embargo, puede abandonar a su amo interesandose más por la caza que por su dueño.

Cuidados diarios: Cepillado de la capa con guante de crin, vigilancia del estado de los pies y almohadillado plantar, así como limpieza periódica de oídos y prevención de exoparásitos.

Reproducción: Debe ajustarse a la normativa clásica que rige la cría de todos los perros de pura raza. Las hembras gestantes no deben realizar ejercicios violentos y si tienen camadas numerosas, caso nada infrecuente, han de recibir apoyo en la lactancia.

Enfermedades: A veces se presenta en esta raza una obesidad patológica asociada a formaciones tumorales en ejemplares de más de seis años, que ha de ser tratada por el veterinario.

Braco Portugués o Perdiguero Portugués

Acerca de Adrián Vallejos 970 Articles
Editor y redactor de contenidos en mascotadomestica. Supervisor general de moderadores en Anunico. Sígueme en mi cuenta de Twitter @adrian_vallejos

Comentarios

Comentarios

Comentarios