23 September, 2017

Pez Plecostomus Viejas o Acorazados

Pez Plecostomus Viejas o Acorazados

Pez Plecostomus Viejas o Acorazados

Plecostomus: Plecostomus

Familia: Loricáridos.

Orden: Siluriformes.

Clase: Peces óseos

Descripción y origen: Llamados ‘viejas’, ‘acorazados’ y otros apelativos traducidos literalmente de la lengua guaraní, estos curiosos peces, que parecen auténticas reliquias de tiempos prehistóricos, pueden alcanzar en la naturaleza una longitud próxima a los 40 cm, según las diversas especies consideradas del género Plecostomus, de las que quizá ‘punctatus’ sea la más difundida en acuariofilia. La cabeza, muy grande, tiene un hocico de perfil descendente, que en su extremo se redondea suavemente. La boca, situada en posición ventral es tipo ventosa chupadora y está flanqueada por unos bigotes o ‘barbas’ peculiares. Los ojos, circulares, casi saltones, son grandes y de color amarillo, con pupila negra.

En la parte superior del hocico presentan una especie de válvulas a guisa de falsos orificios nasales, por los que absorben el agua que ha de pasar a las branquias. El cuerpo, alargado, va afinándose progresivamente desde la parte posterior de la cabeza hasta el inicio de la aleta caudal. La dorsal, grande y en forma de velo, presenta un radio espinoso y una coloración a bandas claras, alternadas con otras pardo oliváceas más oscuras. A lo largo de ambos costados se engastan las placas que forman la coraza, en número cercano a la treintena, pero el vientre suele estar exento del peculiar blindaje; al final del dorso se inserta una aleta adiposa, triangular, de pequeño tamaño. No existe dimorfismo sexual apreciable exteriormente, pues ambos sexos presentan análoga morfología y una coloración pardo oscura terrosa u olivácea, resaltada por manchas de tonalidades diferentes, así como por finos trazos acanalados. Viven libres en la cuenca del río de la Plata, desde el Paraná hasta el sur de Brasil, escondidos en los fondos pedregosos y limosos de las aguas corrientes.

Longevidad: Desconocida, parece que pueden superar los catorce o quince años de vida.

Alojamiento: Los ejemplares jóvenes pueden ser mantenidos en acuarios de 80 ó 901 de capacidad mínima, con fondos profundos arenosos, limosos y pedregosos, que dispongan de numerosas rocas superpuestas, a fin de ofrecer refugios adecuados. El agua, perfectamente nítida, debe ser preferiblemente neutra o ligeramente alcalina, pH: 7 a 8; algo salobre, a razón de 0,5 g de sal marina por litro y de dureza media o media alta, 15º a 22º DH. La temperatura puede oscilar desde 18º hasta 26º C, pero siempre de forma progresiva, nunca bruscamente.

Alimentación: Omnívora, pero ampliamente vegetariana, debe consistir en trocitos de pescado, atado con un hilo, lombrices, tubifex, larvas de moscas y algas verdes, ova, etc.

Carácter y comportamiento: De índole pacífica, y curiosas costumbres, es preferible no mezclarle con otros peces, salvo que cohabiten en grandes acuarios, muy bien decorados con rocas y vegetales.

Cuidados diarios: No requieren atenciones especiales.

Reproducción: Considerada muy difícil y desconocida en cautividad, parece haber sido lograda durante 1980 en la República Federal Alemana, en un recipiente de 5001 de capacidad.

Enfermedades: Muy resistentes y aparentemente inmunes a las clásicas afecciones de los peces tropicales, pueden sufrir alteraciones digestivas, imputables a dietas monótonas o pobres en sustancias vegetales, así como ‘raquitismo’, debido a la falta de espacio suficiente.

Pez Plecostomus Viejas o Acorazados

Acerca de Adrián Vallejos 928 Articles
Editor y redactor de contenidos en mascotadomestica. Supervisor general de moderadores en Anunico. Sígueme en mi cuenta de Twitter @adrian_vallejos

Comentarios

Comentarios

Comentarios